habitissimo - Reformas y Servicios para el Hogar

¿Cuánto cuesta hacer un vestidor?

3.500 €Precio medio

Rango de precios indicado por los profesionales de hacer vestidor: 2.000 € - 6.000 €

Solicita presupuestos a los mejores profesionales de tu zona

Estos precios son una estimación y pueden variar en función de factores cómo la calidad de los materiales, la duración de la obra, las dimensiones...

En esta guía

Pide gratis y sin compromiso presupuestos a profesionales de tu zona

¿Cómo funciona el servicio de presupuestos de habitissimo?

Gráfico persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil1. Nos cuentas tu proyecto de hacer vestidor.
Persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil2. Compara los mejores profesionales y empresas de hacer vestidor.
Conversación telefónica entre un profesional y un particular3. Podrás obtener presupuestos y contratar, si lo deseas, al profesional que más te guste.
En menos de un minuto y gratis

Precios de hacer un vestidor

Tipo de trabajoPrecioCaracterísticas
Hacer vestidor abierto
2.500 €
5 m², baldas e iluminación
Hacer vestidor con puertas correderas de aglomerado
3.000 €
5 m², 2 lineales de módulos con estantes y accesorios, e iluminación
Hacer vestidor cerrado con puertas abatibles de madera natural
5.000 €
5 m², cajoneras, iluminación, baldas y decoración
Hacer vestidor con puerta plegable de laminado
4.500 €
5 m², 2 lineales de módulos con estantes y accesorios, e iluminación
Convertir habitación en vestidor
6.000 €
9 m², 2 lineales de módulos con estantes y accesorios, e iluminación

Información útil

El precio de hacer un vestidor dependerá del tipo de vestidor y los materiales, obviamente no cuesta lo mismo hacer un vestidor con módulos o elementos prefabricados que hacer un vestidor a medida. 

En general se puede decir que el precio medio para hacer un vestidor es de unos 1.000 € - 2.500 €.

  • 2-7 días
  • Dificultad: Media
arrow

¿Cuánto cuesta hacer un vestidor?

Factores que inciden en el precioFactores que inciden en el precio
  • Mano de obra: los vestidores los fabrican los carpinteros (oficiales y auxiliares). El precio que cobran estos profesionales por hora está entre 20 € y 25 €. Por lo general, el tiempo que se tarda en hacer un vestidor básico y abierto parte de unas 5-6 horas, empleando módulos prefabricados. Un vestidor a medida puede tardar 3-4 días o incluso más, incluyendo estructuras de obra, demoliciones, tabiquería, cerramientos, iluminación, pintura y revestimientos.
  • Dimensiones del vestidor: a la hora de diseñar un vestidor hay que tener muy en cuenta las medidas del futuro espacio. Cuanto más grande sea, más costoso será equiparlo con módulos, baldas, accesorios o eliminación. 
  • Vestidor abierto o cerrado: los vestidores cerrados son siempre más costosos que los abiertos. Los más sencillos llevan puertas de armario, que encarecen el precio entre un 20% (laminadas) y un 50% (lacadas). Si llevan tabiquería y cerramientos, el precio se puede duplicar o incluso triplicar.
  • Materiales empleados: el material más habitual para crear la estructura de un vestidor (baldas, separaciones verticales, cajones, etc.) es el aglomerado laminado. Actualmente es de mejor calidad que hace años y ofrece grosores entre 19 y 30 mm, así como cantos reforzados en PVC. Lo hay en muchos materiales. Si en lugar de construir un vestidor de melamina se elige pladur, el coste sube un 20% en adelante. Un vestidor de madera maciza supone un aumento en el precio de un 50%, o incluso más.
  • Distribución del espacio: para hacer un vestidor, tanto si es abierto como cerrado, hay que crear divisiones verticales de unos 60 cm de ancho. En ellas se pueden colocar barras altas o bajas, estantes y cajones, según las necesidades. Hoy existen accesorios muy prácticos que permiten organizar las prendas a la perfección. Una balda de 60 cm sale por unos 7 € en adelante; un pantalonero extraíble, desde unos 27 €. Las bandejas extraíbles cuestan desde unos 15 €, mientras que las cestas de rejilla (también extraíbles) rondan los 50 € - 60 € el pack de dos. Hay barras abatibles para colgar las prendas en alto y acceder a ellas con facilidad desde unos 30 €, con 60 cm de ancho.
  • Iluminación: el vestidor se debe iluminar perfectamente desde arriba. Si el espacio no tiene mucha luz natural o las puertas son correderas (no dejan ver todo el interior), conviene colocar también iluminación interior. En la parte superior, lo mejor es instalar una serie de focos a unos 20 cm por encima de la parte superior. Un vestidor con 3 cuerpos de 3 puertas cada uno (120 cm de ancho por cuerpo) necesitará 6 focos, con un precio total de unos 120 €. En el interior se pueden colocar tiras LED adhesivas (25 € la tira de 2 m). La luz debe ser siempre neutra, con una temperatura de color de unos 4.000°K.
  • Al considerar cuánto cuesta hacer un vestidor o el precio de un vestidor a medida, es importante tener en cuenta varios factores. Un vestidor abierto básico puede partir desde un precio accesible, mientras que un vestidor a medida, especialmente si es de madera, puede elevar el costo dependiendo de la personalización y los materiales empleados.
Ejemplos de presupuestoEjemplos de presupuesto

A continuación, estos presupuestos indican cuál puede ser el precio medio de hacer un vestidor:

  • Hacer un vestidor abierto de 5 m², con baldas e iluminación tiene un precio de 2.500 €. Si lleva puertas correderas de aglomerado laminado e incluye 2 lineales de módulos con estantes, accesorios, e iluminación, el precio sube a 3.000 €
  • El mismo modelo con puertas abatibles de madera maciza, cajoneras y decoración ronda los 5.000 €
  • Hacer un vestidor de similar de melamina con puerta plegable ronda los 4.500 €
  • Y si lo que se desea es hacer un vestidor en una habitación de 5 m², convertirla por completo tiene un coste desde 6.000 € (con iluminación, estantes y accesorios).

4 preguntas sobre vestidores

¿Cuál es la forma más económica de hacer un vestidor?

Sin duda, lo menos costoso es montar una estructura autoportante que se ajuste al espacio. Son sistemas de tubos telescópicos con barras, bases y baldas que se encajan unos con otros. Un módulo de 115 x 300 cm con baldas regulables tiene un precio de unos 70 €.

 ¿Cuánto cuesta un vestidor a medida?

Un vestidor a medida cuesta cerca de un 40% más que si se construye con módulos o estanterías. En general, un vestidor a medida de 230 x 250 cm, equipado de suelo a techo, con seis cajones, barra para colgar y zapatero parte de unos 3.200 € en adelante.

¿Qué medidas debe tener un vestidor?

Si se trata de un vestidor en línea con un espacio por delante de 70 cm de ancho para circular, debe tener 130 cm libres. Los vestidores en U necesitan por lo menos 90 cm libres en el centro para poder circular: para el espacio, serán necesarias unas medidas mínimas de 195 x 210 cm.

 ¿Cómo se puede distribuir un vestidor?

Si es abierto el espacio se puede organizar en U, con dos lineales de estanterías y accesorios enfrentados y 90 cm mínimo entre ambos. También se puede colocar en L, con dos laterales en ángulo recto que dejan un espacio amplio entre ellos donde se puede poner un pequeño banco. Los vestidores en una sola pared son los más sencillos. Si el vestidor comparte espacio con el dormitorio y el baño, se puede crear una separación con un tabique de pladur, una cristalera con perfiles de madera o metal, un biombo o incluso una cortina.

Ventajas de hacer un vestidor en casa

Aprovechamiento del espacio 

Si en el dormitorio o el baño hay espacio sin utilizar, crear un vestidor le sacará partido. También es buena idea para habitaciones vacías que no se utilizan.

Versatilidad 

Un vestidor es un espacio versátil que puede servir como zona de almacenaje, pero también para vestirse, maquillarse, relajarse y desconectar. Es una excelente manera de sacar partido a los metros desaprovechados.

Personalización 

Las opciones existentes a la hora de diseñar un vestidor son infinitas. A diferencia de los armarios modulares, permiten elegir aspectos como la altura, la accesibilidad, la disposición, el equipamiento… Y lo mismo sucede con los materiales y acabados.

Aporta un toque moderno y sofisticado 

Todo el mundo ha admirado alguna vez los maravillosos vestidores que aparecen en las películas. Poco a poco, estos espacios van siendo cada vez más comunes en las casas. Convierten los dormitorios en espacios exclusivos, llenos de glamour, sofisticados y funcionales.

Aumenta el valor de los espacios

Un vestidor a medida en una vivienda aumenta su valor y la convierte en un inmueble exclusivo. Es algo a tener muy en cuenta, ya que su coste es en realidad una inversión muy interesante: puede aumentar el precio final de la casa en un 10% o incluso más.