habitissimo - Reformas y Servicios para el Hogar

Instalar puerta de seguridad: Precio y Presupuestos

1.100 €/udPrecio medio

Rango de precios indicado por los profesionales de instalar puerta de seguridad: 300 €/ud - 2.000 €/ud

Solicita presupuestos a los mejores profesionales de tu zona

Estos precios son una estimación y pueden variar en función de factores cómo la calidad de los materiales, la duración de la obra, las dimensiones...

En esta guía

Pide gratis y sin compromiso presupuestos a profesionales de tu zona

¿Cómo funciona el servicio de presupuestos de habitissimo?

Gráfico persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil1. Nos cuentas tu proyecto de instalar puerta de seguridad.
Persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil2. Compara los mejores profesionales y empresas de instalar puerta de seguridad.
Conversación telefónica entre un profesional y un particular3. Podrás obtener presupuestos y contratar, si lo deseas, al profesional que más te guste.
En menos de un minuto y gratis

Precios de instalar puerta de seguridad

Tipo de puerta de seguridadPrecio (2 x 1 m)
Instalar puerta de seguridad clase 3
1.500 €
Instalar puerta de seguridad clase 4
1.800 €
Instalar puerta de seguridad clase 5
2.700 €
Cambiar puerta blindada por puerta acorazada
3.200 €
Cambiar puerta de entrada estándar por puerta de seguridad
1.600 €

Información útil

Precio mínimo de la instalación de una nueva puerta de seguridad

El precio mínimo por la instalación de una nueva puerta de seguridad, seria en obra nueva, sin tener que hacer ajustes de albañilería para ajustar el hueco a la puerta.

Sin la puerta en si, el precio mínimo de la instalación costaría a partir de 580 euros.

  • Máx. 2 horas
  • Dificultad: Media
arrow

¿Cómo se instala una puerta de seguridad?

Con tacos químicos y tacos expansivosCon tacos químicos y tacos expansivos

Es la forma más cómoda y sencilla para instalar una puerta de seguridad, pero es la menos efectiva.

Solo es recomendable este método para puertas que pesen menos de 100 kilos, tipo modelos del 200 al 350.

No se suelen hacer muchos remates de albañilería y pintura posterior.

Recibidas con obra de albañileríaRecibidas con obra de albañilería

Se instala mediante escayola y esparto, ya que hacerlo con cemento u hormigón sin armar, hace que la puerta de seguridad se pueda arrancar con facilidad de la pared.

Además, adhiere todos los materiales de la pared, por lo que si se intentase arrancar la puerta, se arrancaría parte de la pared.

Permite también adquirir dureza suficiente durante la instalación de la puerta de seguridad.

Puede que haya que hacer remates de albañilería y pintura posteriormente.

Soldada a pilares telescópicosSoldada a pilares telescópicos

Si los pilares están forjados o anclados, la instalación en obra nueva es rápida y sencilla.

Si se instala por una reforma, es más laboriosos y complicado, ya que habría que picar suelo y techo, para después de instalar la puerta de seguridad, hacer los arreglos de albañilería y pintura necesarios. En reforma, se encarece el tiempo y el coste final por estos motivos.

Dudas más comunes acerca de la instalación de las puertas de seguridad

¿Qué es una puerta de seguridad? ¿Qué tipos hay?

La puerta de seguridad corresponde a la puerta que se coloca en la entrada de nuestra vivienda. Es por tanto una puerta completamente diferente a las puertas que forman parte de la carpintería interior, pues las de seguridad están dotadas de sistemas que impiden que personas ajenas a nuestra familia puedan acceder a nuestro hogar. Clases hay varias. Así, en el mercado podemos encontrar básicamente tres tipos de puertas de seguridad.

  • Puertas de seguridad. Son las puertas más económicas del mercado, pero cuidado, pues también son las menos seguras. Pueden ser fabricadas de madera, PVC o metal con perfiles resistentes al fuego y al gas. No obstante, no siempre usan acero, por lo que forzarlas con una palanca puede resultar relativamente sencillo. Cuentan con bombillos de seguridad que impiden su extracción con ganzúas.
  • Puertas blindadas. Son las que más se colocan en comercios, pero también en viviendas. Su precio es un poco más alto que las anteriores, pero la seguridad también aumenta. Cuentan con cerraduras de seguridad que impiden su extracción con ganzúas o taladros. También cuentan con llaves computadas, es decir, llaves fabricadas a medida. Cuenta con planchas de acero en su interior para evitar el uso de palancas que puedan forzar la puerta. Asimismo, están hechas con materiales incombustibles. Aunque cuenta con barras de acero, que una vez se acciona la llave bloquean la puerta por cuatro lados, la madera del interior hace que flaquee en seguridad.
  • Puerta acorazada. Las puertas acorazadas son las puertas más seguras del mercado. El mecanismo de cierre es como el de una caja fuerte. La puerta se encastra en la estructura del marco. La cerradura, una de las más seguras del mercado, cuenta con pestillos oblongos o redondeados así como rectangulares. Cuando se cierra la puerta la cerradura se activa en cuatro partes, la frontal, inferior, superior y lateral. Las bisagras están reforzadas y no se pueden romper ni con sierras ni con palancas. Asimismo, tanto el cerco como los anclajes son de hierro macizo, como el interior de la puerta, dejando así ninguno o casi ningún punto vulnerable. Evidentemente estas puertas son también las más caras del mercado.

¿Cómo elegir la mejor puerta de seguridad?

Para elegir la mejor puerta de seguridad para nuestra casa es necesario ser conscientes de la situación de nuestra vivienda. No es lo mismo que vivamos en una casa unifamiliar, cuya puerta está expuesta directamente al exterior, que en una vivienda que ya cuenta con un primer filtro de seguridad como la puerta del portal o patio. En el primer caso, como es evidente, la puerta deberá tener un nivel de seguridad superior. Además, si está expuesta al exterior, también debemos escoger acabados y materiales que no se deterioren con facilidad.

¿Qué debo incluir en la solicitud de presupuesto para instalar una puerta de seguridad?

Para que el presupuesto sea lo más real posible, debemos prestar atención a tres datos importantes:

  • Medidas reales. Es necesario saber la medida de nuestra puerta, pues si se sale de las medidas estándar será más cara.
  • Tipo de puerta. Como es evidente debemos especificar el tipo de puerta que queremos colocar. Si no lo tenemos claro podemos pedir que el presupuesto sea de varias puertas, por ejemplo blindada y acorazada, para posteriormente valorarlo.
  • Diseño de la puerta. También es necesario comentar que tipo de madera revestirá la puerta y si la misma va lisa o con algún dibujo específico. Recordemos que hay viviendas que al estar en un bloque de pisos deben seguir cierta normativa.

Factores a tener en cuenta para elegir una puerta de seguridad

Cerraduras y sistemas de cierres alternativos

Los cierres que suelen estar presentes en una puerta d seguridad (blindada o acorazada), se suelen componer de unos anclajes laterales en el marco de la puerta (también llamados bulones). También las bisagras, la cerradura y los anclajes son antipalanca, para evitar robos.

Se pueden optar por:

  • Cerraduras de superficie multipunto con cierre y resbalón para puertas de madera en acero esmaltado.

  • O un control de apertura electrónico.

  • Cerraduras de seguridad invisibles,

  • Escudos y placas de de refuerzo adicionales para aumentar la seguridad contra intentos de extracción

  • Escudos con conexión a alarmas.

  • etc.

Estructura o cuerpo de la puerta de seguridad

Las puertas de seguridad suelen ser las acorazadas y las blindas.

Acorazadas: tienen acero en el larguero y en el cabezal, así como en toda la hoja, lo que es una placa fuerte de refuerzo de seguridad. Aunque son las más elevadas de precio, son las que mayor seguridad ofrecen de todas las puertas de seguridad.

Blindadas: en su hoja tiene una chapa de acero. Dependiendo del grosor de esta chapa, la calidad de la puerta blindada será mayor o menor. Es más económica que la acorazada pero aporta un poco menos de seguridad.

Ambos tipos de puertas de seguridad, ofrecen además aislamiento térmico y acústico, además de ser un sistema cortafuegos muy eficaz.

Sistema de detección de ataque

Existen puertas blindadas y acorazas que cuentan con un escudo protector, el cual detecta el forcejeo en la cerradura cuando se rompen los detectores, lo que emite una señal directa a la alarma de seguridad. Están reguladas bajo la normativa española para puertas de seguridad UNE 85160 año 2013.