habitissimo - Reformas y Servicios para el Hogar

¿Cuál es el precio de los radiadores eléctricos de calor azul?

250 €/udPrecio medio

Rango de precios indicado por los profesionales de instalar calefacción eléctrica- calor azul: 100 €/ud - 400 €/ud

Solicita presupuestos a los mejores profesionales de tu zona

Estos precios son una estimación y pueden variar en función de factores cómo la calidad de los materiales, la duración de la obra, las dimensiones...

instalar calefacción eléctrica- calor azul

¿Cuál es el precio de los radiadores eléctricos de calor azul?

Precio medio250 €/ud

Rango de precios: 100 €/ud - 400 €/ud

Solicita presupuestos a los mejores profesionales de tu zona

Sello de garantía habitissimo

Profesionales cubiertos por las garantías habitissimo

Estos precios son una estimación y pueden variar en función de factores cómo la calidad de los materiales, la duración de la obra, las dimensiones, etc. por lo que te aconsejamos pedir un presupuesto personalizado

En esta guía

Pide gratis y sin compromiso presupuestos a profesionales de tu zona

¿Cómo funciona el servicio de presupuestos de habitissimo?

Gráfico persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil1. Nos cuentas tu proyecto de instalar calefacción eléctrica- calor azul.
Persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil2. Compara los mejores profesionales y empresas de instalar calefacción eléctrica- calor azul.
Conversación telefónica entre un profesional y un particular3. Podrás obtener presupuestos y contratar, si lo deseas, al profesional que más te guste.
En menos de un minuto y gratis

Precios de instalar calefacción eléctrica- calor azul

Tipo de trabajoPrecioCaracterísticas
Instalar radiadores de calor azul para vivienda
1.400 €
120 m² y 8 radiadores
Instalar radiadores de calor azul para piso
1.200 €
90 m² y 6 radiadores
Instalar radiador de calor azul en baño
300 €
Instalar radiador de calor azul de bajo consumo
400 €
¿Cómo obtenemos los precios?

¿Cómo obtenemos los precios?

Los precios que aparecen en esta Guía de Precios proceden de información real que recibimos de nuestros usuarios particulares y profesionales, contrastada y revisada por expertos del sector
+ 173.967solicitudes de presupuesto de instalar calefacción eléctrica- calor azul
+ 6812profesionales de instalar calefacción eléctrica- calor azul
+ 14.982opiniones verificadas de instalar calefacción eléctrica- calor azul

Información útil

El precio de la instalación de calefacción de calor azul dependerá del número de radiadores y de sus características. En un estudio puede costar entre 600 €-800 €. En el caso de una vivienda de tres dormitorios el coste puede alcanzar los 1.200 €.

  • 1 día
  • Dificultad: Fácil
arrow

¿Cuánto cuesta instalar un radiador eléctrico de calor azul?

El coste de la instalación de radiadores de calor azul dependerá, básicamente, de las características de los aparatos, ya que los emisores pueden tener una potencia muy variable, además de llevar incorporado algún tipo de funcionalidad extra que encarecerá el coste, como puede ser un termostato. Otro aspecto que influye en el precio es el diseño, ya que hay modelos decorativos que también son más caros.

De forma genérica, un radiador de energía azul de 500 W puede costar alrededor de 160 €, mientras que uno de 1.800 W puede llegar a los 400 €. Son precios orientativos, ya que hay radiadores muy sencillos que no alcanzan los 100 €.

De esta manera, instalar calefacción azul en una vivienda de pequeñas dimensiones con dos habitaciones puede costar a partir de 800 €. En una casa de cuatro habitaciones el precio puede duplicarse.

Preguntas más frecuentes sobre la calefacción de calor azul

¿En qué consiste la calefacción de calor azul?

La calefacción eléctrica por calor azul es un sistema de climatización basado en radiadores eléctricos que son una evolución de los tradicionales radiadores de aceite. De hecho, el nombre de calor azul viene de que en estos radiadores el aceite ha sido sustituido por un fluido portador de calor que se conoce como “sol azul”.

Lo que diferencia estos dispositivos de los radiadores de aceite es que están más evolucionados tecnológicamente. Incorporan un termostato que permite hacer una regulación exhaustiva de la temperatura. Incluso es posible programar los radiadores para que se enciendan y se apaguen a una determinada hora. Con el termostato se consigue hacer un uso más eficiente de la calefacción y ahorrar en la factura energética.

A nivel estético también resultan más atractivos que los radiadores clásicos, con un diseño que hace más sencillo su mantenimiento y también su limpieza.

¿Qué tengo que tener en cuenta antes de instalar el calor azul?

El consumo de calefacción es un gasto energético importante, por lo que para ahorrar tanto energía como dinero se deben tener en cuenta algunas cosas:

  • No abusar. No es bueno sobrepasarse con la calefacción con temperaturas muy elevadas. Lo ideal es que esté entre 19 ºC y 21 ºC. Por cada grado de calefacción más se aumenta el consumo en un 7%.
  • Mantenimiento. Los radiadores se deberán purgar. Lo mejor es preguntar al profesional por el mantenimiento de la calefacción para hacer un buen uso de ella.
  • Ventanas abiertas. Para airear la vivienda es importante controlar bien el tiempo. Con las ventanas abiertas más de diez minutos se anula el efecto de la calefacción.

¿En qué casos es conveniente instalar un radiador eléctrico de bajo consumo de calor azul?

La instalación de un sistema de calefacción de energía azul puede ser interesante en viviendas que se usan de forma esporádica, ya que la instalación no tiene apenas coste ni se necesita hacer obra, aunque el consumo de estos radiadores eléctricos sea más elevado que otros sistemas. En este caso, es más recomendable en zonas muy frías en las que las bombas de calor no puedan funcionar a pleno rendimiento.

El calor azul también es una opción en zonas de clima cálido o en aquellas en los que no llegue gas canalizado a las viviendas o estas no dispongan de espacio para instalar un depósito de gasoil.

Otras alternativas al calor azul para las instalaciones de calefacción

Calefacción por bomba de calor

En aquellos inmuebles en los que no hay preinstalación de calefacción de ningún tipo suele surgir la duda entre si instalar calefacción eléctrica de calor azul o bien optar por una bomba de calor.

La bomba de calor es uno de los sistemas de climatización más usados, debido en gran medida a que la práctica totalidad de los aparatos de aire acondicionado cuentan ya con bomba de calor.

A su favor tiene que es un sistema bastante eficiente desde el punto de vista energético y que permite subir la temperatura de una estancia en apenas unos minutos. Su punto débil es que el calor que produce desaparece rápidamente una vez que se apaga el aparato.

En cuanto a su precio, dependerá si es un sistema split o por conductos. El coste puede partir de los 1.000 € la bomba, en sistemas multisplit con dos equipos interiores ese precio se duplica.

Calefacción de biomasa

La calefacción de biomasa se está haciendo muy popular en los últimos años. Esta popularidad se debe a que consume combustibles (pellets, huesos de aceituna, restos de poda, etc.) que son mucho más baratos que otros usados tradicionalmente en el sector de la climatización.

Este sistema de climatización es eficiente y muy ecológico, ya que no produce gases de efecto invernadero. No obstante, la instalación suele tener un precio bastante elevado y hay que tener espacio suficiente en casa para almacenar el combustible en buenas condiciones, puesto que si se moja perderá parte de su poder calorífico. 

También hay que valorar que las calderas de biomasa suelen ser bastante grandes, a fin de tener un gran depósito que las dote de una autonomía importante. Por lo que hay que disponer de espacio suficiente para poder hacer la instalación.

El coste de la instalación de una caldera de policombustible puede situarse a partir de los 3.500 €, aunque dependerá del modelo de caldera y su potencia. Si se trata de una estufa, por ejemplo, de pellets, la instalación puede partir de 600 €.

Radiadores y caldera de gas

La duda entre calefacción gas o energía azul también es frecuente y en algunos casos incluso se opta por combinar ambos sistemas.

La calefacción de gas con radiadores es una de las más comunes, ya que hoy en día en la mayoría de las viviendas que se construyen se instala directamente un sistema de calefacción de este tipo. Tiene a su favor que es un sistema eficiente, con un combustible con un precio medio y más ecológico que otras alternativas.

No obstante, su principal inconveniente está en los gastos asociados. Para poder tener calefacción de gas hay que seguir pagando una cuota mínima a la suministradora o comercializadora de gas incluso en los meses en los que no se usa la calefacción y además hay que hacer revisiones periódicas tanto de la caldera como de la instalación.

Instalar una caldera de gas de condensación media puede costar a partir de los 2.000 €, dependiendo de la potencia del aparato. Si hay que hacer la instalación de tuberías y radiadores el precio, como mínimo se duplicará en el caso de una vivienda pequeña.

Calefacción por suelo radiante

El suelo radiante es uno de los sistemas de climatización más desconocidos y a la vez más eficientes. En este caso el sistema de tuberías queda escondido debajo del suelo y el calor se transmite directamente desde abajo a la estancia.

Puede ser hasta un 20% más eficiente que una calefacción con radiadores convencionales y tiene la gran ventaja de que todo el sistema queda oculto.

Hoy en día la calefacción por suelo radiante puede ser a través de un sistema de tuberías por las que discurre agua caliente calentada con ayuda de una caldera, o bien ser directamente un sistema eléctrico.

Su gran inconveniente es que su instalación es bastante cara y en caso de surgir alguna avería hay que levantar el suelo para proceder a repararla. Instalar este tipo de calefacción cuesta entre 50 € y 80 €/m², según el sistema elegido. Si hay que poner caldera, habría que añadir, al menos, otros 1.500 €.

Ventajas y desventajas del calor azul

Ventajas

  • Incorporan sondas que permiten hacer un buen control de la temperatura, lo que los hace precisos y evita el desperdicio de energía.
  • El radiador expulsa el aire caliente por la parte superior, facilitando su distribución por toda la estancia y garantizando un calentamiento rápido.
  • No produce olores de ningún tipo, ni gases ni residuos.
  • Los costes de instalación son muy bajos, ya que prácticamente no requieren de ninguna instalación.
  • Su diseño es más estético que los radiadores tradicionales.
  • Permite controlar en todo momento que estancias se quiere climatizar y cuales no, regulando de forma individual la temperatura en cada una de ellas.

Desventajas

  • Al ser un sistema totalmente eléctrico, el uso de estos radiadores hace subir el precio de la factura energética.
  • Su rendimiento calorífico es menor que el de otros sistemas de climatización. Su rendimiento es del 100 %, mientras que otros sistemas, como la bomba de calor, alcanzan el 360 %. 
  • No es un sistema de calefacción tan eficiente como otros. Para generar 1 W de calor necesita consumir otro de electricidad. El consumo de energía de los radiadores eléctricos de calor azul es más elevado que el de otros sistemas eléctricos.