habitissimo - Reformas y Servicios para el Hogar

¿Cuánto cuesta revestir las paredes? Precio y presupuestos

43 €/m²Precio medio

Rango de precios indicado por los profesionales de revestimiento paredes: 18 €/m² - 80 €/m²

Solicita presupuestos a los mejores profesionales de tu zona

Estos precios son una estimación y pueden variar en función de factores cómo la calidad de los materiales, la duración de la obra, las dimensiones...

En esta guía

Pide gratis y sin compromiso presupuestos a profesionales de tu zona

¿Cómo funciona el servicio de presupuestos de habitissimo?

Gráfico persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil1. Nos cuentas tu proyecto de revestimiento paredes.
Persona solicitando su presupuesto a través del teléfono móvil2. Compara los mejores profesionales y empresas de revestimiento paredes.
Conversación telefónica entre un profesional y un particular3. Podrás obtener presupuestos y contratar, si lo deseas, al profesional que más te guste.
En menos de un minuto y gratis

Precios de revestimiento de paredes

Tipo de revestimientoPrecio por m²
Revestir una pared con madera
65 €/m²
Revestir una pared con piedra
80 €/m²
Revestir una pared con PVC
40 €/m²
Revestir una pared con azulejos
35 €/m²
Revestir una pared con cerámica
60 €/m²
Revestir una pared con ladrillo
45 €/m²
Revestir una pared con corcho
25 €/m²
Revestir una pared con papel pintado
30 €/m²
¿Cómo obtenemos los precios?

¿Cómo obtenemos los precios?

Los precios que aparecen en esta Guía de Precios proceden de información real que recibimos de nuestros usuarios particulares y profesionales, contrastada y revisada por expertos del sector
+ 155,868solicitudes de presupuesto de revestimiento paredes
+ 10,327profesionales de revestimiento paredes
+ 10,139opiniones verificadas de revestimiento paredes

Información útil

El precio medio de revestir las paredes es de 70 €/m². Sin embargo, el precio dependerá del tipo de material elegido para revestir la pared: la cerámica, el PVC y los revestimientos autoadhesivos vinílicos son más económicos, mientras que la madera, la piedra y el gres porcelánico son los materiales más caros.

Alicatar una cocina de unos 10 m² puede costar alrededor de 900 € si el material es azulejo cerámico. Si se elige gres porcelánico, el precio se elevaría a 2.400 €, y si se reviste en piedra o madera, el presupuesto podría alcanzar los 4.000 €.

  • 1 semana
  • Dificultad: Media
arrow

Factores que influyen en el precio de revestir una pared

Mano de obraMano de obra

Los albañiles o carpinteros pueden cobrar, de media, alrededor de 20 €/hora. Sin embargo, en el caso de trabajos de mayor dificultad pueden cobrar hasta 35 €/hora. Ahora bien, este precio es únicamente por la mano de obra, ya que el precio de los materiales no está incluido.

Estado de las paredesEstado de las paredes

En algunos casos puede ser necesario hacer trabajos previos a la instalación de los revestimientos. Otras veces, puede hacer falta nivelarlas, reparar grietas o desconchones y, en otros casos, también puede ser fundamental desescombrar antes de colocar el nuevo revestimiento. Estos trabajos pueden encarecer el presupuesto total entre el 10% y el 30%, dependiendo del tipo de trabajo que haya que realizar.

MaterialesMateriales

La partida de los materiales es esencial dentro del presupuesto y, probablemente, sea la que más influya en su cálculo. De hecho, puede hacer que este se multiplique por dos y hasta por tres. La variedad de modelos y precios es inmensa, y se pueden encontrar azulejos desde 6 €/m² en el caso de los más baratos hasta baldosas porcelánicas con efecto mármol a 90 €/m² o revestimientos en pizarra a partir de 35 €/m².

Ejemplos de presupuestoEjemplos de presupuesto
  • Cubrir una pared de un salón o dormitorio de 15 m² con un revestimiento de paredes de imitación piedra o ladrillo en PVC tendrá un coste aproximado de 750 €.
  • Forrar la pared de un cabecero en un dormitorio puede costar alrededor de 650 € en caso de que la pared tenga una medida aproximada de 12 m² y se emplee tablero contrachapado fenólico con la cara vista revestida con chapa de madera de roble.
  • Alicatar una cocina de unos 10 m² con gres porcelánico puede costar alrededor de 2.400 €, sin incluir la retirada del antiguo revestimiento. 
  • Revestir un baño de 8 m² con un azulejo de calidad, incluyendo desescombro, alisado de paredes y alicatado puede costar alrededor de 2.500 €.
  • Revestir una fachada de 100 m² con una piedra caliza irregular tendrá un precio que partirá de los 6.500 € - 7.000 €
  • Empapelar un dormitorio de unos 15 m² con un papel de calidad puede costar unos 500 €. En el caso de empapelar solo una pared de 20 m² con papel con base de tejido de gran calidad y saneando previamente la pared, el precio puede superar los 700 €.

Consejos para elegir el mejor revestimiento para paredes

Elegir materiales que incrementen el aislamiento térmico y acústico

Un revestimiento de paredes interiores puede cumplir mucho más que una simple función estética. Hay materiales como la madera o el corcho que, además de decorativos, ofrecen un mayor aislamiento térmico y, en ocasiones, acústico. Esto significa una mayor eficiencia energética y, por tanto, un ahorro en climatización.

En lo que respecta al revestimiento de paredes exteriores, es esencial que ofrezca una buena resistencia a las inclemencias meteorológicas, que no se degrade fácilmente por la acción de los rayos solares y, de manera muy especial, que soporte la humedad y las heladas. Por eso, además de elegir un buen material, se puede complementar con medidas adicionales de protección o con soluciones como morteros aislantes.

Revestimientos de cocina y baño

Se trata de dos estancias húmedas, por lo que resulta especialmente importante elegir revestimientos adecuados que soporten sin problemas esas condiciones particulares. No significa renunciar a materiales porosos o materiales como la madera, que es sensible a la humedad, pero sí que estos tengan un tratamiento adecuado.

En cualquier caso, hay materiales altamente resistentes y, por tanto, más indicados para baños y cocinas, es el caso de azulejos, baldosas cerámicas y porcelánicas y revestimientos de piedra como el mármol o el granito. 

Escoger revestimientos fáciles de limpiar

Sobre todo en la cocina, expuesta a humos y grasa, es aconsejable buscar revestimientos que se puedan limpiar sin problemas y que soporten bien los productos utilizados para ello. También se debe prestar atención a este aspecto en los baños, donde la higiene es esencial, o en habitaciones infantiles, más expuestas a la suciedad.

Baldosas cerámicas o porcelánicas y revestimientos en PVC son los más fáciles de limpiar, sobre todo porque soportan bien productos químicos. Con materiales como el mármol o la madera es necesario tener más precaución porque hay productos que pueden dañarlos.

Antes de elegir el revestimiento exterior...

Además de fijarse bien en la resistencia a la intemperie del material elegido, es importante conocer las ordenanzas municipales y si estas incluyen algún tipo de limitación en lo que al revestimiento de paredes exteriores se refiere. Puede referirse, por ejemplo a la obligatoriedad de emplear ciertos colores o usar un cierto material por un criterio de homogeneidad estética en una determinada zona. Otra limitación importante sería en el caso de edificios protegidos, en los que no se permite modificar su fachada. 

Las preguntas más frecuentes sobre revestimientos

¿Se puede poner un revestimiento en las paredes sin hacer obras?

Sí es posible. Hay diferentes tipos de revestimientos que no necesitan obras para su instalación. Es el caso de los paneles de PVC, de la madera, el corcho o los revestimientos autoadhesivos (pueden ser de PVC o de vinilo). Todos ellos van adheridos a la pared o llevan sistemas de anclaje, por ello no solo no es necesario ningún tipo de obra, sino que su instalación es rápida y limpia.

También hay que mencionar las losetas porcelánicas extrafinas, que pueden instalarse sobre los antiguos revestimientos sin necesidad de picar las paredes previamente. Pero en este caso, su precio es bastante más elevado. De estos modos es cómo panelar una pared sin hacer obras.

¿Cómo se instalan los revestimientos de pared?

Dependerá del tipo de revestimiento. En el caso de azulejo, gres porcelánico o piedra como mármol o granito, se adhieren a la pared previamente preparada usando un cemento cola específico para cada material. Tras poner las losetas, se golpean ligeramente para nivelarlas. Es conveniente poner crucetas para que la separación entre baldosas sea la misma.

En el caso de materiales vinílicos, suelen ser autoadhesivos, de modo que simplemente hay que irlos fijando, teniendo cuidado de que estén rectos y comenzando por los rincones más visibles. Mientras, materiales como el PVC o corcho se pegan con un adhesivo específico. 

¿Qué material es el mejor para revestir las paredes del garaje?

Debes ser siempre un material resistente a golpes y arañazos y que se pueda limpiar con facilidad, ya que el garaje está expuesto a grasas y humos. Lo más recomendable es emplear revestimientos porcelánicos, que son muy resistentes a los golpes y las manchas y se limpian con facilidad. Una opción más económica serían los revestimientos de PVC.

Ventajas de los revestimientos de paredes

Mejora del aislamiento térmico

Cualquier revestimiento de paredes es un modo de protegerlas, por lo que ofrece un mayor aislamiento frente a las temperaturas exteriores y mejora la eficiencia energética del inmueble. Además, hay materiales especialmente indicados para el aislamiento térmico, como la madera o el corcho. Hay otros que por su diseño hueco, como son algunos paneles de PVC, también cumplen esta función. 

Aumento de la insonorización

Los revestimientos no solo aíslan frente a las temperaturas, también frente a los ruidos exteriores. En algunos casos se pueden usar en sentido contrario, es decir para aislar el resto del inmueble del ruido que se pueda generar en una estancia. Entre los materiales más adecuados para ello destaca el corcho, que absorbe las vibraciones.

Ocultan desperfectos 

En paredes deterioradas, con grietas o desperfectos o superficie irregular, el revestimiento sirve para ocultar y corregir todos esos problemas y modificar radicalmente el aspecto de la pared. Dependiendo del problema que presente, eso sí, puede ser más aconsejable instalar un tipo de revestimiento de paredes u otro.

Sin embargo, hay problemas que se deben reparar antes de colocar el revestimiento. Es el caso de la humedad, tanto por filtraciones como por capilaridad. Cualquier problema de este tipo oculto puede acabar deteriorando los revestimientos en poco tiempo y, lo que es más grave, provocar incluso daños a nivel estructural.

Fácil instalación

Revestir una pared, salvo que sea muy irregular, no tiene mayores dificultades, siempre y cuando se tengan las herramientas necesarias, sobre todo en el caso de azulejos o piedra. Si se trata de paneles de PVC o corcho o losetas vinílicas, la dificultad de instalación es mínima.

Aumento del valor estético de los espacios

Un revestimiento puede conseguir cambiar por completo la imagen de una estancia, renovando su aspecto y consiguiendo un ambiente más agradable y atrayente. Este aspecto es especialmente importante si de lo que se trata es de sacar al mercado un inmueble, ya que un aspecto estético más cuidado permitirá elevar su valor. 

Luis Rodenas

Luis Rodenas

Luis Rodenas es SEO & Especialista en Marketing de Contenidos en habitissimo. Graduado en Periodismo por la Universidad de Valencia y con un máster especializado en Comunicación y Marketing Digital se hizo cargo del departamento de contenidos en habitissimo España debido a su experiencia en marketing online y posicionamiento orgánico para marcas y compañías de distintos sectores. Ahora escribe los mejores consejos y trucos sobre reformas y consejos del hogar.

Ver perfil